Seguimos con recetas fáciles y rápidas. Esta receta no nos llevará más de 15 minutos cocinarla y además es una receta sana: poca grasa y bastante proteína y sin olvidarnos las propiedades de las espinacas.

Las espinacas podéis cambiarlas por grelos cocidos, acelgas, …. y los anacardos por otro fruto seco que os guste.

Incluso le podéis añadir unas uvas pasas que que le quedan muy bien.

Ingredientes por persona:

Preparación:

Cortar la pechuga de pollo en tiras.

En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y cuando este caliente añadimos la pechuga de pollo y la salteamos. Añadimos los  anacardos.

Cuando empiece a estar casi cocinada añadimos la cebolla roja cortada en tiras muy finas y el diente de ajo ( yo lo pongo entero para luego retirar, pero podéis ponerlo picadito). Dejamos que se cocine un poco la cebolla, hasta que veamos que empieza a estar blanda.

Añadimos las hojas de espinaca y vamos dando vueltas para que se cocinen y se mezclen bien todos los ingredientes.

Molemos un poco de pimienta negra al gusto, añadimos una pizca de sal y un poco del zumo de limón. Dejamos que se cocine un par de minutos, hasta que veamos las espinacas blandas.

Emplatamos y servimos caliente.

Entradas relacionadas