Una receta sencilla con berenjena a la parmesana pero un poco a mi manera. Aprovechando que estos días me apetecia un plato de verduras pero caliente.

Un viaje a la gastronomía italiana pero usando nuestro queso curado Galmesan y además un plato sin gluten.

Ingredientes para 2 pax:

  • 1 berenjena grande
  • salsa de tomate
  • queso Galmesan
  • bolas de queso de mozzarella
  • 2 huevos batidos
  • sal
  • orégano
  • pimienta
  • aceite de oliva
  • brotes verdes

Preparación:

Cortamos las berenjenas en rodajas y las ponemos en un plato con un poco de sal y las dejamos unos 20 minutos.

Pasados eses minutos lavamos las berenjenas.

En una fuente de horno ponemos un poco de aceite de oliva y cubrimos con una capa de rodajas de berenjenas y encima ponemos un poco de salsa de tomate, queso rallado Galmesan, unas bolas de mozzarella, la mitad del huebo batido y un poco de sal.

Colocamos encima otra capa de berenjena y repetimos: ponemos salsa de tomate, un poco de queso rallado, las bolas de mozzarella, el resto del huevo batido y acabamos cubriendo con el resto de las berenjenas. Cubrimos de salsa de tomate, el resto del queso Galmesan rallado, mozzarella y molemos un poco de pimienta y espolvoreamos orégano y sal al gusto.

Metemos al horno que ya tenemos caliente a 180º durante unos 30 minutos. Retiramos del horno.

Servimos caliente  acompañado de uns brotes verdes

berenjena parmesana

Volver al listado

Entradas relacionadas